domingo, 7 de agosto de 2011

Manuel Chaves financia con más de 20 millones de euros a CCOO y UGT

El Ministerio de Política Territorial y Administración Pública, cuyo titular es Manuel Chaves, ha otorgado subvenciones por valor de 20 millones de euros a los principales sindicatos del país, Comisiones Obreras (CCOO) y la Unión General de Trabajadores (UGT). En concreto, cada formación recibirá 10.315.618 euros.
Estas ayudas han sido concedidas en concepto de “financiación de planes de formación interadministrativos en el marco de las Organizaciones Sindicales”, tal y como queda reflejado en el Boletín Oficial del Estado del pasado jueves.
Los dos sindicatos repartirán la cantidad asignada a cada uno entre sus federaciones. En elcaso de CCOO, 5,157 millones irán a parar a la Federación de Servicios a la Ciudadanía, 2,578 millones a la de Enseñanza, y 2,578 millones de Sectores Sociosanitarios.
UGT destinará nueve millones de euros a Servicios Públicos, y el millón y medio restante sedirigirá a Enseñanza.
Este año, en total, los sindicatos han recibido 26,6millones de euros de las arcas del Estado, de los que un 77% se han dirigido a CCOO y UGT. Están enmarcados en los Acuerdos de Formación Continua en las Administraciones Públicas (AFCAP), firmado por Zapatero en 2005, un año después de ganar las elecciones. Su finalidad es la organización de planes de formación para la mejora de competencias y cualificaciones de empleados públicos, lo que significa que los sindicatos se encargan de formar a los funcionarios.
Estas subvenciones se suman a otras recibidas desde el Estado. Según publicó 'La Gaceta', el año pasado, Comisiones Obreras tuvo un presupuestode 455 millones de euros. De esa cantidad, apenas 118 millones de euros, un 25,9% del total,fueron recaudados a través de las donaciones de socios. El resto vino de subvenciones entregadas por el Estado. Algo que destaca con declaracionesde Ignacio Fernández Toxo, secretario general deCCOO, que afirmo que el sindicato “se financia en más de un 90% de las cuotas que pagan los afiliados”.
El Gobierno tiene la obligación de financiar estos cursos en virtud de la firma de los Acuerdos antes mencionados, ya que: “Los planes promovidos por las organizaciones sindicales serán en todo caso interadministrativos y tendrán la consideración de estatales e irán dirigidos a los empleados del conjunto de las Administraciones Públicas”.