domingo, 18 de marzo de 2012

La Policía detiene a un paciente de un centro médico por amenazar al vigilante al no querer esperar su turno

GOLPEÓ EL MOSTRADOR CON UN BASTÓN

La Policía detiene a un paciente de un centro médico por amenazar al vigilante al no querer esperar su turno

GIJÓN, 15 Mar. (EUROPA PRESS) -
Agentes del Cuerpo Nacional de Policía de Gijón han detenido a un hombre de 36 años de edad por amenazar con una navaja al vigilante y causar numerosos destrozos en un centro médico, porque no quería esperar su turno para hablar con una doctora, según una nota de la Comisaría gijonesa.

De acuerdo al relato policial, el hombre acude a este centro de forma habitual a recoger su medicación, pero el pasado día 13, a las 9.15 horas, se le rogó que esperase en la sala de espera anexa al consultorio para entrevistarse con la doctora que lleva su historial.

Mientras esperaba, comenzó a ponerse nervioso y a exigir que le recibiesen de inmediato, a la vez que profería insultos y amenazas contra la facultativa. En un momento dado, golpeó el suelo con un cayado que llevaba, fracturándolo por la mitad, para a continuación golpear con virulencia el mostrador con sus puños mientras gritaba que no quería esperar más.

Dado su estado de alteración, el vigilante le rogó que se comportase adecuadamente y que dejase de asustar al resto de los pacientes y personal sanitario, porque si no debía abandonar le recinto. En ese instante, sacó una navaja del bolsillo del anorak e hizo ademán de acometerle con ella, cosa que pudo evitar. No obstante, comenzó a pegar patadas a las puertas, llegando a entrar en la zona reservada a los médicos y llegando a fracturar con un extintor las que encontraba cerradas en su búsqueda de la doctora.

Al llegar los agentes, tiró la navaja que llevaba, alejándola del lugar donde se hallaba par evitar que los policías la encontraran en su poder. El hombre pudo ser reducid con la colaboración del vigilante. El detenido tenía 59 detenciones anteriores por robos, amenazas y daños. Tras pasar a disposición judicial, quedó este miércoles en libertad con cargos.

http://www.europapress.es/asturias/noticia-policia-detiene-paciente-centro-medico-amenazar-vigilante-no-querer-esperar-turno-20120315180832.html


Amenaza con un cuchillo al vigilante del dispensador de metadona

El presunto agresor, que tiene 59 detenciones, destrozó mobiliario del centro e insultó a la doctora porque no le atendía al instante

16.03.12 - 00:22 - OLAYA SUÁREZ | GIJÓN.

Exigió su dosis de metadona habitual y al considerar que tardaban en atenderlo amenazó al vigilante de seguridad del centro sanitario con una navaja y la emprendió a golpes con un extintor por toda la instalación. El violento episodio tuvo lugar el martes por la mañana en la Unidad de Tratamiento de Toxicomanías de la calle de Ramón y Cajal. El protagonista, de 36 años, cuenta con 59 detenciones anteriores por robos, amenazas y daños.

Llegó al ambulatorio sobre las 9 de la mañana y en lugar de darle la medicación directamente el personal le pidió que esperase en una sala para entrevistarse con la doctora que lleva su historial. Mientras aguardaba empezó a ponerse nervioso y a exigir que le recibiesen de inmediato, insultando y lanzando amenazas contra la médica.

En un momento dado golpeó el suelo con un bastón que llevaba, lo partió a la mitad y aporreó el mostrador con los puños de forma violenta mientras gritaba que no iba a esperar más. Fue ahí cuando intervino el vigilante de seguridad, quien le pidió que «se comportase adecuadamente y que dejase de asustar al resto de paciente y personal sanitario porque si no iba a tener que abandonar el recinto», explicaron fuentes oficiales de la Comisaría.

Lejos de amilanarse, sacó una navaja que llevaba en el bolsillo de la cazadora e hizo ademán de atacarle. La agresión no se llegó a consumar porque el vigilante consiguió apartarse. Entonces entró por la fuerza en el área reservada para los facultativos sanitarios, cogió un extintor y rompió con él todas las puertas que encontró a su paso en busca de la doctora. Para entonces los agentes del Cuerpo Nacional de Policía ya estaban llegando, alertados por los trabajadores del centro. Cuando hicieron su aparición, tiró a unos metros la navaja que llevaba para simular que no era de su propiedad.

«Para reducirlo, los policías contaron con el apoyo y el auxilio del vigilante, quien a pesar de las amenazas sufridas estuvo controlando en todo momento al agresor para evitar que las personas que estaban en el ambulatorio sufriesen algún daño», agradecieron desde la Comisaría.

El caso de Laviada

El juez del Penal 1 de Gijón condenaba recientemente a un año y nueve meses de prisión a un hombre que agredió a una médica del centro de salud de Laviada. Se le apreció una semieximente por haber actuado con sus capacidades afectadas debido al consumo de sustancias tóxicas. El 8 de julio de 2009 le tiró un cenicero de grandes dimensiones a la facultativa del servicio de Urgencias, que le negó los tranquilizante que exigía.

En 2007, un usuario agredió al psiquiatra Guillermo Rendueles en el centro de salud de Pumarín y le fracturó varios dedos de una mano. Los sindicatos han solicitado en numerosas ocasiones que se refuercen las medidas de seguridad en todos los centros de salud.

http://www.elcomercio.es/v/20120316/gijon/amenaza-cuchillo-vigilante-dispensador-20120316.html

http://noticiasvigilantes.foroactivo.com/t15612-la-policia-detiene-a-un-paciente-de-un-centro-medico-por-amenazar-al-vigilante-al-no-querer-esperar-su-turno