martes, 18 de septiembre de 2012

Una pareja de León agrede a la vigilante de seguridad de la estación de autobuses


La Policía Nacional detuvo el pasado lunes a una pareja de León de unos 40 años de edad acusada de agredir a una vigilante de seguridad de la estación de autobuses de Gijón. Los hechos tuvieron lugar alrededor de las siete de la tarde. La trabajadora se había negado a abrir la taquilla en la que los leoneses guardaban sus equipajes después de que estos perdieran las llaves del compartimento. Fue esa negativa la que desató la agresividad de los ahora arrestados.
Los dos acusados pidieron ayuda en un primer momento al personal de la estación. Los ahora detenidos pretendían que los trabajadores les abrieran una taquilla en la que horas antes habían guardado sus equipajes y de la que no tenían las llaves. La vigilante de seguridad de la zona trató de calmar en un primer momento a la pareja asegurando que tenían que identificarse para poder acceder a sus pertenencias. Los acusados se negaron a atender los requerimientos de la vigilante. El hombre cogió a la empleada por el cuello y la tiró al suelo, comenzando entonces a golpearla mientras su mujer amenazaba de muerte a la víctima, a la que los acusados llegaron incluso a arañar en varias ocasiones, tal y como relataron los testigos de los hechos. Un conductor de autobús que en esos momentos se encontraba en las inmediaciones del lugar trató, aunque sin éxito, de frenar la agresión. Los agentes del Cuerpo Nacional de Policía encargados del caso redujeron a los detenidos y procedieron a su traslado hasta las dependencias policiales de El Natahoyo, en donde quedaron custodiados.
La vigilante de seguridad tuvo que ser trasladada hasta un centro médico, donde la atendieron de sus lesiones. Ambos arrestados contaban con antecedentes penales.