jueves, 27 de octubre de 2011

Las mafias del cobre se diversifican: ahora roban también plástico













La Policía Nacional ha desarticulado una banda «absolutamente profesional» de robo de cobre y ha detenido a 29 personas de nacionalidades croata, serbia, bosnia, albana y rumana, según casos.

Entre los detenidos había niños y también mujeres y cada uno de ellos desempeñaba una función determinada. Unos se dedicaban a vigilar el objetivo e informar sobre el mismo, otros eran los especialistas en cometer el robo. Mujeres y un menor ejercían preferentemente funcionales de vigilancia, e incluso de contravigilancia a la policía que les seguían sus pasos.
Los ladrones robaron 50.000 kilos de cobre y 1.200 de niquel, además de ocho kilos de joyas. También tenían en su poder camiones y remolques y hasta una «pluma» o grúa para robar.
Se calcula que el valor de todo lo robado puede ascender a 4,5 millones de euros, y los daños originados en naves industriales y vehículo, más de un millón de euros.

Lo que más llama la atención de este caso, es que los ladrones, que actuaban por toda la Comunidad Valenciana y otras provincias cercanas, se desplazaron hasta Ibi para robar plástico en una empresa juguetera y, aunque la Policía no ha podido determinar qué iban a hacer con él, se cree que las mafias dedicadas al robo de cobre estarían «diversificando el negocio» y robando otro tipo de materiales para esquivar la presión policial que ha logrado reducir el robo de cobre en un 40 por ciento.

La banda «ocupaba» naves industriales cerradas donde depositaba los enseres de sus fechorías, y dejaba a integrantes de la misma custodiando las naves por si aparecía el dueño o algún servicio de vigilancia privada percibía su presencia. Hasta el momento, ésta ha sido la banda «más profesional» detenida


www.agentesdeseguridadprivada.com