lunes, 30 de abril de 2012

Más del 50% de las urbanizaciones paralizadas en la Comunitat han sido saqueadas

El incómodo sonido de las máquinas trabajando a destajo hace unos años para levantar hileras interminables de viviendas unifamiliares ha dejado paso a un silencio sepulcral. En los terrenos que hoy deberían albergar zonas residenciales idílicas, asoman construcciones desnudas y desvalijadas, que resisten en pie a duras penas. Las promociones urbanísticas inacabadas por la crisis se extienden por toda la Comunitat Valenciana. Más de la mitad ya han sido saqueadas por ladrones.

«Hay obras a medias de las que nadie se va a hacer ya cargo. Otras sí que está previsto que se terminen. Menos del 50% de ellas cuentan hoy con seguridad privada para evitar los robos. El resto, ya han sido asaltadas», estima el secretario general de la Asociación Patronal Valenciana de Seguridad y servicios (APVSS), José Luis Roberto.

A plena luz del día, los ladrones aparcan sus furgonetas frente a las edificaciones e irrumpen con descaro en ellas para llevarse «todo lo que puedan vender luego al peso», apunta Roberto. Arrasan con todo. Arrancan hasta los marcos de las puertas y el aluminio de los ventanales. Se llevan, incluso, las herramientas abandonadas.

Las viviendas en stock, es decir, las que están terminadas pero que no se venden, también han sufrido los ávidos asaltos. Roban hasta los electrodomésticos. En muchas promociones urbanísticas finalizadas apenas hay dos o tres casas ocupadas.

Entre estas zonas destaca la franja litoral de la provincia de Alicante, por ejemplo la Vega Baja.

FUENTE:   http://www.laverdad.es/alicante/v/20120430/provincia/urbanizaciones-paralizadas-comunitat-sido-20120430.html